El precio del alquiler subió un 0,41% en noviembre.

23/12/2021
23/12/2021
Advancing 9 Actualidad 9 El precio del alquiler subió un 0,41% en noviembre.

Tras meses con descensos de los precios del alquiler en España, los expertos ya auguraban que podía producierse un rebote. Lo hace de forma ligera, pero el precio el alquiler en noviembre sube un 0,41% comparado con el mes anterior, según el estudio de pisos.com.

Otros datos que ha dado a conocer este estudio es que la vivienda en alquiler en España tuvo en noviembre de 2021 un precio medio por metro cuadrado de 9,91 euros, y la comparativa interanual cae un -0,08%.

Regiones más caras y más baratas para alquilar

El informe mensual de pisos.com da a conocer que aquellas regiones más caras para vivir de alquiler durante el mes noviembre son Madrid (12,65 €/m²), Baleares (11,37 €/m²) y País Vasco (10,99 €/m²) tal y como viene siendo habitual. La otra cara de la moneda, la de las rentas más económicas, son Castilla y León (4,53 €/m²), Extremadura (5,11 €/m²) y Murcia (5,42 €/m²).

En cuanto a variaciones, en noviembre, el ascenso más importante del precio del alquilar tiene lugar en Baleares (2,99%), mientras que el mayor ajuste se produjo en Navarra (-3,04%). Y si se compara con el mes de noviembre de 2020, Castilla-La Mancha (7,74%) fue la que comunidad que más subió de precio, y Comunidad Valenciana (-11,11%) la que más se rebajó.

precio del alquiler

Precio de los arrendamientos por provincias

Si nos fijamos en el precio de los arrendamientos por provincias, Madrid, con 12,65 euros por metro cuadrado es la primera, le siguen Barcelona (12,04 €/m²) y Baleares (11,37 €/m²) mientras que Cuenca cierra la clasificación con 3,30 euros por metro cuadrado. Además, se concluye que 24 provincias subieron sus precios de alquiler frente a octubre.

Por capitales de provincia

En lo que se refiere a las capitales de provincia, este estudio señala que Barcelona es la ciudad más cara para los inquilinos, con 17,22 euros por metro cuadrado, seguido de Donostia-San Sebastián (16,64 €/m²) y Madrid (15,38 €/m²), algo que tampoco varía al paso de los meses. Por el contrario, Zamora fue la más barata con 5,13 euros por metro cuadrado.

El IPC encarece los precios del alquiler

Como observamos, hay una ligera subida del precio del alquiler en el mes de noviembre, y ello podría darse por diversas razones como el IPC. Este indicador reflejó un incremento generalizado de los precios 5,5% en noviembre en términos interanuales, lo que representa la tasa de variación más alta vista desde septiembre de 1992.

Este encarecimiento afecta también a las rentas mensuales que pagan los inquilinos. Según un estudio realizado por Idealista, esta subida es de unos 39 euros al mes para una familia que alquiló una vivienda estándar, de dos habitaciones, en noviembre del año pasado. El precio medio de una vivienda de este tipo en noviembre de 2020 fue de 700 euros, así la renta actual sería de 739 euros mensuales. Según el portal, el aumento tiene una subida media de unos 470 euros más al año para los arrendatarios.

precio del alquiler

No todas las regiones notan esta subida de igual manera. Hay diferencias, pues donde se observa más aumento es en Barcelona, que lo hace 45 euros de media más, hasta los 870 euros/mes. Le siguen Madrid, Guipúzcoa y Vizcaya, con 44 euros más al mes con rentas actuales de 844 euros mensuales, en los tres casos.

La actualización del precio del arrendamiento por el IPC, es mucho menor en lugares como Ciudad Real y Jaén, donde es de 19 euros mensuales de media, para dar con un alquiler actualizado de 369 euros/mes.

¿Mantener la renta o subirla?

Desde pisos.com también ven el alza del IPC como razón por la que el precio del alquiler repunta, aunque sea poco, durante noviembre. Ferran Font, director de Estudios de pisos.com, comenta que “el poder de autorregulación del arrendamiento ha quedado demostrado, aunque quizá no en la medida del poder adquisitivo de las familias”.

Por la inflación, las rentas pueden cambiar su signo: “Los contratos referenciados al IPC a los que les toque ser renovados, podrían subir la mensualidad a los inquilinos, justo en un momento en el que la demanda tiene más dificultades para llegar a fin de mes debido al encarecimiento general de bienes y servicios, sobre todo, de la energía y de la alimentación”.

Desde pisos.com creen que “muchos propietarios preferirán mantener el precio a subirlo si el inquilino que habita la vivienda es un pagador puntual, ya que al temor a no recuperar su casa en tiempo y forma se une la posibilidad de que la casa tarde en volver a ser alquilada o a que el inquilino que venga detrás no se ajuste al perfil deseado”.

Nueva llamada a la acción

Suscríbete al blog de Advancing para no perderte ningún artículo:


Buscar en el blog

Nueva llamada a la acción

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.